Sedatefobia

1 junio 2009

A QUEMARNOS EN LAS LLAMAS DEL INFIERNO

Filed under: Actualidad,Deportes — ManuPalmaEscritor @ 15:48
Tags: , , , , , , , , , ,

El Betis llevaba tres años jugando con fuego, hasta que ayer, en una tarde desastrosa y amarga, acabó quemándose.

Los confiados auguraban una victoria del equipo verdiblanco. Los demás confiábamos más en las derrotas de los demás que en la victoria de nuestro equipo. De todas formas, las posibilidades de descender eran solo de un 5%. Sería mucha casualidad…

El busto de Lopera, hecho a su imagen y semajanza: con la cara muy dura.

El busto de Lopera, hecho a su imagen y semajanza: con la cara muy dura.

La cosa empezó bien, con un Betis valiente y buscando el gol. Además, Sporting y Osasuna empezaban perdiendo. Y luego el RAcing le marcaba al Getafe. El gol del Valladolid dolió, pero aún estaban salvados… Más cuando Oliveira logró equilibrar el marcador poco después. Con el empate, el Betis se veía ya salvado, más con los resultados en los otros estadios. Pero comenzó la segunda parte y la cosa empezó a ir mal. El Osasuna le remontó a un Madrid que iba a de invitado de piedra, el Getafe empató, asegurándose la salvación… Y lo que faltaba, el Sporting le daba la vuelta a su partido en el Molinón. El segundo gol del equipo asturiano supuso el hachazo definitivo para el Betis. Ya no valía el empate. En esos momentos, el Betis se colocaba en descenso… y ya no saldría de ahí.

Los jugadores lo intentaron con más ansias que eficacia, Nogués de desquició y realizó cambios inverosímiles, y los demás resultados no cambiaban. Los béticos sentían las llamas del infierno de Segunda cada vez más cerca. Y con el pitido final, la afición rompió en llanto. Su equipo, el que hace cuatro años estaba jugando Champions League y ganando la Copa del Rey, ahora estaba en Segunda. La pesadilla tomaba forma.

El cuerpo sanitario a las puertas del estadio, preparando el regreso del Betis a la UVI

El cuerpo sanitario a las puertas del estadio, preparando el regreso del Betis a la UVI

Y luego, lo esperado. Cafres rompiendo coches y tirando vallas en los aledaños del Ruiz Del Lopera, gritos e insultos contra los jugadores, la directiva y el todopoderoso Don Manué, que sigue sin ir al estadio porque sabe que no saldría de allí. Y se resiste a marcharse. Sigue aferrado al Betis con uñas y dientes, porque sabe que es suyo, y no de los béticos, como siempre dice. Ese es nuestro peor lastre. Ni el descenso, ni los entrenadores, ni los mercenarios vestidos de jugadores. El señor Lopera no deja que el Betis sea un equipo en condiciones, no deja que salga de su totalitarismo, y volverá a intentar ilusionar a una afición ya demacrada a base de mentiras y millones de euros que no han servido absolutamente para nada.

El año que viene nos tocará sufrir, esta vez en segunda. Con menos presupuesto, con otros jugadores, con otro entrenador seguramente… Todo será distinto, pero Don Manué seguirá mandando. Y así no habrá forma de salir del agujero, aunque ascendamos al año siguiente… El beticismo llora hoy no solo por el descenso, sino por la condena que sufre, encarcelado por el que un día fue su “salvador” y no es más que un dictador.

Anuncios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.